No, no queremos su entrevista, Sr. Kissinger!

Publié le Mis à jour le

henry-kissinger-1

Henry Kissinger. D.R.

Con el fin de realizar mejor nuestro trabajo de aceptar la opinión de diversas personalidades, incluso aquellos por las que no sentimos simpatía – lo que se llama ética periodística – le habíamos pedido una entrevista al Dr. Kissinger con el fin obtener su testimonio acerca de su larga carrera política que hizo historia, incluso para alguien que no es un buen hombre. Después de mucho tiempo ignorando nuestras peticiones, hemos recibido su respuesta felicitándonos por nuestro profesionalismo, pero eso no era nada más que una manera de esquivar la cosas como loa ha hecho usted toda su vida. Aunque usted nos ha dado las gracias por nuestro trabajo de investigación, junto a su curso, nos preguntamos si esto es un cumplido o un insulto para nosotros y para muchos de aquellos que son nuestros lectores. Su negativa no sorprende porque sabemos de su capacidad para eludir las preguntas incómodas. El juez chileno Juan Guzmán entendió eso demasiado, ya que nunca quiso responder treinta preguntas que le envió a Ud. sobre su relación con Pinochet. En cuanto a la citación judicial dirigida a usted por un juez francés en una de sus visitas a París, usted decidió salir de Francia en lugar de responder la citación. Parece que los jueces y la persecución colectiva lo quieren a usted en todo el mundo por sus crímenes de guerra. ¿Cómo es que usted siempre sale libre mientras es requerido en varios países?

Permítanos citar los hechos que se alegan en su contra. Vamos a empezar con su relación con la familia Rockefeller cuando usted apoyó la candidatura presidencial en 1968 de su amigo y mentor Nelson Rockefeller que tenía estrechos vínculos con la CIA desde donde supervisó operaciones encubiertas como líder de la operación de Coordinación Junta (OCB), de la que había sido responsable el Secretario Adjunto de Estado para promover la cultura de Estados Unidos en América Latina. Más el refugio de jerarcas nazis en América del Sur, que temían a la Unión Soviética y a los comunistas. ¿Fue él quien te enseñó las operaciones para las reuniones secretas y operaciones criminales en contra de toda persona progresista en este planeta? Sus amigos fueron reclutados por el nuevo gobierno del presidente Nixon, y fue en este momento que vemos que asumen una posición de control sin precedentes con un poder total sobre la política exterior de los Estados Unidos, directamente relacionada con la CIA, el Pentágono, el jefe del Estado Mayor, el Departamento de Estado, en fin, un control que se ejecuta tanto en la diplomacia como en la política militar. Fue en esa época que usted decide iniciar los bombardeos secretos sobre Camboya en 1969, sin la aprobación del Congreso de los Estados Unidos. Estas fueron sus palabras: « Nuestro objetivo es conseguir que existe una brecha decente antes de la retirada de las tropas estadounidenses……. » (sic). Estos bombardeos masivos mataron a cientos de miles de civiles (3.600 misiones secretas en 14 meses y 110.000 toneladas de bombas lanzadas) y se nombró « Operación menú » cuya incursiones asesinas fueron cínicamente llamadas « El Desayuno », « La Cena », etc Usted estableció un sistema de duplicación de informes para ocultar los ataques aéreos, usted financió el golpe de Estado contra Sihanouk, y la toma de control de Lon Nol, y lideró la invasión de Camboya y el bombardeo de Vietnam del Norte, mientras que los acuerdos de paz se habían firmado dos meses antes (129 bombarderos arrojaron 40.000 toneladas de bombas sobre Vietnam del Norte durante 11 días).

Antes, cuando aún eras asesor del presidente Johnson (junto con el candidato Nixon), usted maniobró para sabotear los acuerdos de paz que estaban a punto de ser concluidos en el año 1968 en París entre el Vietnam y los Estados Unidos, y, en cambio, se extendió por varios años una guerra devastadora que mató a millones de camboyanos. vietnamitas y decenas de miles de soldados estadounidenses, lo que redujo la población de Camboya a la hambruna y llevó a la aparición de los Jemeres rojos. Cuando los artículos de la prensa comenzaron a revelar sus operaciones secretas en Camboya, no dudó en colocar espías, lo que condujo directamente al famoso caso de Watergate, se suponía que el Equipo Secreto de la Casa Blanca evitaría fugas de información, lo que condujo a la renuncia de Nixon. Uno de los elementos ocultos del registro de su « juicio político » tratado por el Congreso fue el ocultamiento de los bombardeos a Camboya. El ministro de Justicia John Mitchell y otros miembros de la administración Nixon han pagado su felonía en la cárcel, pero, el instigador de estas traiciones a su nación, asesino en masa, genocida, mentiroso, hipócrita, y manipulador, ha tenido mucho éxito para salir del paso a tantas acusaciones tan blanco como la nieve. Más adelante en la administración Ford, tiene en su conciencia la complicidad en el genocidio cometido contra el pueblo de Timor Oriental por el régimen asesino de Suharto a quien apoyó, alentó y reforzó, por supuesto, siempre engañando al Congreso sobre el destino de las armas que usted suministraba a Indonesia, armas que vendió al régimen fascista. Además de asesinar a la población de Timor (más de 200.000 muertos en una población de menos de un millón de habitantes), siempre con su bendición su amigo el dictador exterminó más de un millón de sus compatriotas.

Hablemos ahora sobre la Operación Cóndor. En octubre de 1970 usted ordenó el asesinato del general René Schneider por los esbirros de la CIA, quien era el jefe del ejército chileno, considerado el principal obstáculo para el golpe militar de Pinochet en Chile. Su agregado militar en Santiago, Paúl Wimert, recibió 250.000 dólares para preparar la transacción y pagar a los asesinos del general Schneider. El 9 de septiembre de 1973, su amigo Pinochet tomó el poder y mató al presidente Salvador Allende y a miles de chilenos. Usted apoyó y/o impuso dictaduras sangrientas no sólo en Chile, sino en Argentina, Uruguay, Paraguay, Panamá, Bolivia, donde usted organizó el acoso y el asesinato de Ernesto Che Guevara, y prestó apoyo abierto a la junta militar en Brasil, la gente de estos países fueron martirizados por los escuadrones de la muerte responsables de las detenciones secretas, asesinatos, desapariciones y « vuelos de la muerte ». De hecho, usted siempre ha estado muy cerca de los peores canallas que contaminan el planeta, y los documentos ahora desclasificados publicados este 01 de octubre hacen un recuento de su intención de invadir Cuba y asesinar a quien usted describe como « El Enano », es decir, Fidel Castro, cuando los cubanos fueron a ayudar a Angola que había sido invadida por el ejército sudafricano que usted apoyaba. Este « enano », como usted le dice, se las arregló para escapar de los 638 intentos de asesinato y a pesar del vil embargo que Estados Unidos ejerce sobre Cuba desde 1962, ha proporcionado a su gente una educación de calidad y tecnología médica al tiempo que ayuda a los pueblos hermanos en sus necesidades, incluyendo el envío de equipos médicos en varios países. Castro transformó a Cuba, el antiguo burdel de los bajos fondos de Estados Unidos, en una nación autónoma donde la mortalidad infantil es la más baja del mundo, donde todo el mundo tiene suficiente para comer, y disfruta de la educación gratuita, a pesar del bloqueo de los EE.UU. De hecho, Fidel Castro dio a su pueblo todo lo que el gobierno de los Estados Unidos no ofrece a sus propios ciudadanos.

Se ufanan que tienen el Premio Nobel de la Paz, pero ustedes que han matado a millones de personas en todo el mundo. ¿Alguna vez ha contado todos los cuerpos de niños, mujeres, ancianos, jóvenes en la flor de la edad, masacrados a causa de su política criminal y sus ansias de poder? ¿Acaso no se te aparecen sus sombras en tus momentos de soledad? Usted no es sólo un criminal y un asesino de masas, es la encarnación del enemigo número 1 de la humanidad. Dillinger fue baleado por menos de lo que tu hiciste.

Su implicación en la Operación Ántrax del 11 de septiembre, donde, bajo las órdenes de Dick Cheney, fue nombrado por George W. Bush jefe de la Comisión Investigadora de los ataques, la Comisión Nunca dijo nada del ocultamiento de los elementos perturbadores del 11 de septiembre 2001 que comenzaron a emerger. Es extraño que el Washington Post haya publicado un artículo en el que se anunció que el hijo del general René Schneider lo atacó a usted en el tribunal por el asesinato de su padre, exactamente el día 11 septiembre de 2001, por supuesto, los acontecimientos que tuvieron lugar ese día han eclipsado otras informaciones. Una palabra clave a menudo regresa una y otra vez, unida a su galería de 25 años en el poder, la palabra es « ocultamiento ». En cualquier caso, a sabiendas de su gusto por los golpes de Estado, especialmente el 11 de septiembre, las familias de las víctimas del 09.11.2001 estuvieron en contra de su nombramiento como jefe de la comisión y usted fue obligado a renunciar. Usted fue sustituido por Philip Zelikow, un firme partidario de las guerras « preventivas ». ¿Puede darnos una explicación de lo que quiso decir cuando expresó: « Lo que estamos haciendo es ilegal y sin más preámbulos, es inconstitucional ….. »? (Sic). ¿Cómo describiría la operación Ántrax del 11 de septiembre? ¿Crees que sólo es ilegal o también es inconstitucional? O las dos cosas a la vez? ¿Cómo define su interacción con sus amigos como Zbigniew Bzrezinski (ultraderechista de origen polaco y exconsejero de defensa, miembro de la junta directiva del Consejo de Relaciones Exteriores, del Consejo Atlántico, de la National Endowment for Democracy y del Center for Strategic and International Studies) y el neoconservador Paul Wolfowitz (ex subsecretario del Ministerio de Defensa de los EE. UU. y el décimo presidente del Banco Mundial), o su relación con Richard Perle llamado « El Príncipe de las Tinieblas » que pidió como aperitivo un nuevo Pearl Harbor en 2000, el cual obtuvo en el año 2001 con los atentados del 11/9, o incluso su relación con Scooter Libby, Douglas Feith, Dov Zakheim, y Compañía, todos ellos responsables de la destrucción de Irak, Afganistán, Somalia, Sudán, Libia, Siria, según un programa planificado y revelado por el general Wesley Clark, para destruir 7 países en 5 años para el deleite de Israel?

¿Cómo están tus amigos del Proyecto para un Nuevo Siglo Americano (PNAC)? ¿Recibió suficiente sangre o necesita aun más? Queremos saber dónde se encuentran, usted y su novio Bzrezinski, y sobre sus conversaciones con el viejo senil escondidos en sus lujosos palacios. ¿Cuál es la orden del día? ¿El exterminio del pueblo iraní o la destrucción de otro país? No, en serio, no vale la pena entrevistar a un loco como usted, porque los innumerables crímenes que han marcado su carrera son más esclarecedores que todas sus mentiras. Buen soldado y estratega de capital del neoconservadurismo, que no reconoce ningún límite. Para usted y la casta del 1% que gobiernan al mundo, todo se vale, el poder es « el mejor afrodisíaco » (sic), ¿no es así señor Kissinger? Su calendario está lleno de citas con las personas a destruir por el bien de Israel, porque tú eres un eterno sionista que lucha hasta el último aliento por la paz y la prosperidad del Estado sionista. El Presidente Kennedy comprendió y criticó el peso del lobby sionista, pagó eso con su vida. Usted debe saber quién mató a Kennedy y por qué, usted es la caja negra del Imperio. Usted comparte con la mariquita Edgar Hoover, el mismo estiércol que ensuciará la historia de los Estados Unidos. No es necesario esperar cinco años después de tu muerte para conocer tus pecados, según han acordado, para ver los documentos oficiales en la Biblioteca del Congreso, ya sabemos que tan oscura es tu alma.

Usted es un maestro de la manipulación y el engaño, y en todas las entrevistas muestra una serie de desvíos, porque usted es un experto en el arte de dar pistas falsas. Sabemos que pagó generosamente a laboratorios de ideas y otros institutos políticos que hacen estudios sobre la tercera guerra mundial. Algunos, incluso en los principales medios de comunicación, están ansiosos por ganarse una noticia exclusiva, ¿y por qué no le damos una fecha a la próxima guerra? Frente a miles de progresistas que han sido exterminados por usted, ante la sonrisa de la cara del Che Guevara que le perseguirá hasta su último suspiro, usted, que ya es un moribundo, quedó atrapado en su propia trampa, usted está asistiendo al preámbulo de la quiebra de su sistema capitalista que se muerde la cola desesperado. Detroit está en bancarrota, está en un abandono total, no tiene agua potable, ya no pueden pagar a sus bomberos, a sus paramédicos, a sus trabajadores de las obras viales, y eso no es debido a una invasión de las legiones marxistas o al asedio de las tropas de Stalin. Lo que sucede es que el sistema en el que usted ha puesto su fe se derrumba como un castillo de naipes, y pueden hacer todas las reformas y salpicar al sistema con todos los condimentos, pero el proceso es inevitable: el sistema capitalista se está muriendo, al igual que usted. Días atrás, Nicolás Maduro, presidente y heredero del inolvidable Comandante Hugo Chávez a quien ha intentado quitar varias veces del gobierno de Venezuela, fue recibido con gratitud por la población desamparada del Bronx, por la ayuda venezolana ofrecida los humildes de los barrios pobres de Nueva York a quienes el modelo que usted representa han dejado a su suerte con indiferencia. Toda América Latina vive bajo gobiernos progresistas, se las arreglaron para liberarse de su yugo fascista, esto es el fracaso personal de Henry Kissinger que morirá solo con sus actos despreciables, y a cuya memoria colectiva se unirán los recuerdos de Papa Doc, de Baby Doc, de Pinochet, de Batista, de Suharto y otros asesinos fascistas del Imperio. Sr. Kissinger, América Latina es ahora libre y progresista, a pesar de sus innumerables reuniones secretas, de sus malabarismos políticos, a pesar de usted y sus escuadrones de la muerte y sus paramilitares. Así que si me arrepiento de haber perdido una entrevista con Jacques Vergès (fue un abogado francés conocido por su comunismo anticolonialista y por defender a figuras polémicas), a quien la muerte se llevó demasiado rápido, no tengo ningún reparo en decirle a usted, Sr. Kissinger, que si usted ofrece una entrevista sería para escuchar sobre otro asesinato en masa en contra de las personas, o sobre las que mataste durante tu carrera criminal genocida. Tú te las arreglas para escapar de los tribunales como lo haz hecho desde hace años, al igual que tus amigos neoconservadores, pero cada vez que te miras al espejo, lo que ves es la cara de un asesino, de un enemigo de la vida. Por lo demás, lo dejamos con sus herederos a la espera de su muerte para dilapidar tus diamantes de sangre, tus palacios poblados de fantasmas y tus cuentas bancarias manchadas por las lágrimas de tus víctimas. Nadie va a llorar por ti, Henry Kissinger. Tú y tu amigo Bzrezinski, sepultureros de los pueblos y naciones, sionistas criminales, a pesar de los miles de millones que han cosechado exterminando naciones, te resulta hoy muy difícil cambiarte los pañales. Cuéntanos, ¿cuál es tu « mejor afrodisíaco » en este momento? Cuando finalmente mueras, agotado, con el cerebro hecho papilla, la Casa Blanca hará una declaración en la que se rendirá homenaje a tu memoria y saludarán tus podridas acciones « patrióticas ». ¿Sabe por qué reclutan a “sabios” como usted? No es porque son genios o grandes científicos, es sólo porque sus presidentes tienen solo una médula espinal en lugar de cerebro. En resumen, Sr. Kissinger, usted ejerció la profesión más antigua del mundo, ya que siempre hizo negocios para el Imperio. Después de su funeral, sus herederos acudirán presurosos al notario para compartir el premio mayor como buitres, porque esos son los valores que usted inculcó a su familia, ganar dinero y tener capital Y su hijo menor que es un drogadicto empedernido despilfarrará su herencia en menos tiempo del que tarde en contarlo. Esa es la producción de la casa Kissinger. Mientras tanto, arrastras trabajosamente tu vieja carcasa dolorosa cuando, en cambio, los jóvenes soñadores revolucionarios se han ido demasiado pronto en la flor de la edad por una idea.

La tierra será mejor sin usted, señor Kissinger, usted puede estar seguro de eso. A usted sólo le quedan unos meses para vegetar rodeado por sus médicos que están luchando para cuidar a sus múltiples enfermedades. En cuanto a nosotros, aunque seamos pocos, vamos a sobrevivir y vamos a prevalecer por la idea, no por la bayoneta. Vamos a ser más fuerte que sus aviones no tripulados, sus F16, sus mercenarios y sus misiles porque vamos por la vida con un proyecto revolucionario de solidaridad y de fraternidad. El juicio de la historia decidirá quien quería elevar al Hombre de la etapa de bestia a Ser Humano, y quien quería transformar al hombre en un lobo para atacar a sus semejantes. El niño mimado del sistema capitalista, tendrá que pagar sus actos viles con el desprecio que sentirán por él las generaciones futuras, y que ahora, al final de su vida, paga al observar el caos de su sistema, sin poder hacer nada ante el colapso de todo lo que ha construido producto de la venta de su alma al diablo. Los pueblos están despertando, el viento de la revuelta aumentará en todas partes y pondrá a prueba todo lo que el despreciable Kissinger ha contaminado en el planeta tierra. Ya se vislumbra en el horizonte el fin del capitalismo y el imperialismo. En nombre de las personas que ha asesinado, en nombre de nuestros hermanos asesinados por el Imperio y su determinación para luchar contra todo lo que es injusto en el mundo, yo deseo que te ases a la parrilla en el infierno junto con todos tus amigos fascistas. Y personalmente, me voy a mear en tu tumba por usted y los tipos como usted. Considere este artículo como mi elogio anticipado. El coche fúnebre no está muy lejos, prepárate.

Mohsen Abdelmoumen

Gracias a Wikano por su traducción :http://en.wazzia.com/apps/long-x5/?&lang=en

publicado en francés en Oximity y Whatupic

Publicités